Curas y Autos: Desde un “auto sacramental”, hasta papamoviles

Un auto sacramental, seguro te estás imaginando a un padre montado sobre un auto dando una vueltas, pues no, por ahí no van los tiros. El cambio de nombre de coche en barcelona, está de moda, y quizás te preguntes qué tiene que ver esto con los autos sacramentales, pues eso lo explicaremos más adelante. Esta situación inicia con el nombre de teatro religioso, y luego dicha representación teatral cambia su nombre a Auto Sacramental. Un auto sacramental es una pieza de teatro religioso, es una clase de drama litúrgico, este auto se representaba durante los días del Corpus entre los siglos XVI y XVII, pero para el año 1765, se prohibió.

Pero en la religión no sólo existen los auto sacramentales, que la verdad ni siquiera son autos reales, también son empleados los autos para papas, conocidos como; papamoviles. Desde los años de la guerra civil española, el estatus de los curas, se ha respetado, los curas en la religión católica son prácticamente venerados  y atendidos como reyes.

Para los años 50, los padres españoles, comenzaron a utilizar sus primeras Vespas, las cuales fueron útiles para movilizarse dentro de su parroquia. Pero para viajar de aldea en aldea utilizaban caballos y sus apostolados eran realizados totalmente a caballo. Era muy común ver a aquellas almas religiosas de 90 años, con una lucidez de otro mundo, teniendo una buena aventura litúrgica en moto.

Para los 60, comenzó el desarrollo económico. Los Seat 600, comenzaron a ser los favoritos de los padres, estos autos tenían un precio de unas 80,000 pesetas para ese momento, lo que implicaba que los curas debían hacer grandes filas para comprar dichos autos. Más recientemente, los autos empleados por los curas y monjas, se han acoplado a la capacidad económicas de cada bolsillo.

En días pasados según declaraciones del Papa Francisco, informó que más de 6.000 seminarista declararon que les repugna ver a un integrante de la iglesia utilizar un auto de último modelo.

Cuando hablamos del Papamóvil, nos referimos al vehículo que fue adaptado para que el Papa, quien es la máxima figura y autoridad religiosa, realice sus apariciones públicamente. Actualmente este término fue agregado a la Real academia de la lengua española. Desde hace unos cuantos años, este auto, es un Mercedes-Benz que ha sido modificado con una cúpula de vidrio en la parte posterior.

Sin duda alguna los padres necesitan un auto para movilizarse y llevar la palabra de Dios a todos los lugares posible, pero debe ser un auto humilde, que refleje y transmita la humildad y el carisma de nuestro señor.

En palabras del papa Francisco, no es que los servidores de cristo no merezcan un auto de lujo ni prendas de valor, para nada. Como dignos hijos de Dios, merecen todas las riquezas espirituales posibles, pero deben evitar caer en la vanidad, deben aceptar con humildad los dones que Dios les da, deben recordar la figura de nuestro señor como el de un hombre humilde, que caminaba predicando la palabra de su padre. La entrega de los hijos de Dios debe ser completa, siempre buscando la gloria de nuestro señor sin perseguir riquezas.

Después de leer estas líneas nos queda la moraleja de que, al igual que tú puedes cambiar el nombre de tu coche en barcelona, durante la historia los carros utilizados por las principales hombres de fe, han cambiado de modelo, pero aún así siguen siendo los mismos.

Una respuesta a “Curas y Autos: Desde un “auto sacramental”, hasta papamoviles”

  1. ENRIQUE IZQUIERDO ALVAREZ4 junio, 2018 en 11:53 am

    El auto del cura deberìa ir en consonancia con sus necesidades pues algunos necesitaràn un todo terreno para ejercer su apostolado y la mayorìa un coche de gama baja o media y jamaàs uno que llame la atenciòn al comùn de
    los mortales
    Me gustarìa recibir la carta de un cura del Hospitalet que por comentarios està en la red.

Dejar un comentario